cardiologiaterapiaintensiva.com

¿Es bueno o malo el café para mi salud ?

Las evidencias científicas están acabando con la mala imagen que ha  acompañó al café durante mucho tiempo.   Según las últimas investigaciones, el consumo de de café, de forma moderada, no sólo NO resulta perjudicial para la salud de nuestro corazón sino que puede protegerlo de desarrollar enfermedades cardiovasculares, respiratorias e infecciosas.

cafe

Es la conclusión del trabajo realizado por el National Institute of Health (NIH) de Estados Unidos, publicado en la revista New England Journal of Medicine, en el que se analizó un grupo de más de 400.000 personas de entre 50 y 71 años durante un período de 14 años.

La investigación ha puesto de manifiesto que aquellas personas que consumían café a diario reducían su riesgo de muerte por enfermedad cardiovascular, respiratoria, ictus, diabetes, infecciones y lesiones. De hecho, el análisis observó que el café tenía propiedades protectoras en la mayor parte de enfermedades menos en los tumores, revelando que las personas que bebían alrededor de cuatro tazas de café al día reducían en un 14% su riesgo de muerte.

De ahí que la creencia popular que achacaba a esta bebida un aumento del riesgo cardiaco debido al efecto estimulante de la cafeína parezca no tener razón de razón de ser. Por eso los especialistas en salud cardiovascular no desaconsejan su consumo ni siquiera en pacientes hipertensos. “Es cierto que la cafeína, parte esencial de un buen café, aumenta la frecuencia cardiaca y eleva la presión arterial lo hace de modo poco significativo y por un tiempo corto. Pero aún así, no existe motivo alguno para que una persona hipertensa que esté  bien controlado de su presion arterial,  no pueda tomar una buena taza de café.

Cualquier sujeto que sea hipertenso o padezca alguna enfermedad cardiaca puede tomar, en principio, 3 o 4 tazas de café al día, puesto que no se ha podido evidenciar nunca su carácter nocivo en relación a la enfermedad cardiovascular”,

El porqué de los beneficios

El estudio realizado por el National Institute of Health (NIH) de Estados Unidos no es el único que ha derribado la creencia acerca de que el consumo del café es perjudicial para la salud. En la misma línea, otro estudio publicado en la revista de la American Heart Association (AHA), Circulation Heart Failure, asegura que el café tiene un efecto cardioprotector, ya que lo asocia a una disminución del riesgo a desarrollar insuficiencia cardiaca. Investigaciones recientes demuestran incluso que esta relación podría ser inversa y que podría reducir el riesgo cardiovascular, al disminuir la resistencia a la insulina y la inflamación sistémica. Así una investigación del centro Médico Beth Israel Deaconess y la Escuela de Salud Pública de Harvard halló que el consumo moderado de café (dos tazas de café al día  aproximadamente 8 onzas  ) protegía contra la insuficiencia cardiaca. Otro estudio del Hospital Samsung Kangbuk de Seúl (Corea del Sur), publicado en la revista British Medical Journal, sugiere que beber de tres a cuatro tazas de café al día puede beneficiar la salud de las arterias, reduciendo el riesgo de arteriosclerosis en un 41% y por lo tanto, el desarrollo de un infarto.

La razón, el contenido de sustancias antioxidantes y componentes bioactivos de los granos de café. Los antioxidantes  no solamente se  encuentran en el café sino que también están presentes en muchos otros alimentos, como las verduras , la fruta y también el chocolate negro”.

Antioxidantes, ¿qué son y para qué sirven?

La ingesta de antioxidantes es fundamental para mantener la salud en plenitud. Pero, ¿cuál es, al detalle, la función que desempeñan en el organismo?  Su papel es la de  reducir el estrés oxidativo, un problema que se agrava con la edad.

El comer verduras o frutas para asimilar estos compuestos es un factor clave para tener una buena salud, en general, no solamente cardiovascular.

Básicamente, los antioxidantes son compuestos caracterizados por poseer grupos hidroxilos (OH) unidos entre sí por anillos bencénicos. Su presencia en los alimentos es fundamental porque al ser ingeridos protegen de manera amplia y eficaz la salud de quienes las consumen ( frutas y verduras) previniendo el desarrollo de enfermedades tan graves como el cáncer, el infarto de miocardio, el ictus, los procesos neurodegenerativos y el sistema inmunológico.

¿Qué es el estrés oxidativo?

Difícilmente entenderemos los efectos de los antioxidantes sin unas nociones básicas sobre el estrés oxidativo. En el metabolismo celular –en el que la glucosa reacciona con el oxígeno para producir energía en forma de adenosintrifosfato (ATP)– se produce simultáneamente la liberación de una serie de compuestos reactivos de oxígeno, a los que solemos llamar radicales libres, cuyos efectos sobre todos los elementos celulares (núcleo, membrana, citoplasma, mitocondrias, etc.) resultan gravemente perjudicial.

Es un proceso comparable a la producción de los gases tóxicos que se liberan en los motores de los carros, un producto de desecho, pues.    En un sujeto joven y sano, los radicales libres de oxígeno son rápidamente eliminados del interior de la célula por antioxidantes naturales, pero en enfermos crónicos o en ancianos esta eliminación es deficiente, lo que conlleva la aparición de enfermedades crónicas, acelerando al mismo tiempo el envejecimiento.

Una vez explicado esto, volvamos a hablar del café.

El  café ocupa el sexto lugar en la lista de los 50 alimentos que contienen más antioxidantes, después de las moras, las nueces, las fresas, las alcachofas y los arándanos, según indica un estudio publicado en The America Journal of Clinical Nutrition. Su aporte de polifenoles, antioxidantes naturales, protege al organismo contra la oxidación celular y los posibles daños provocados por los radicales libres.

Es cierto que el café tiene muchos antioxidantes, sin embargo se reconoce que existe un límite para su consumo, que una vez que se sobrepasa puede ocasionar aumento del riesgo cardiovascular y los estudios fijan ese tope de dos a cuatro tazas de cafés por dia.

Así que a los que nos encanta el café ahora tenemos una excusa para decir ¿ y que tiene?, cuando nos digan que porque tomamos café.

[wpforms id=»214″]

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: